¡Pídenos más información!

Sin compromiso alguno

1ª Visita con especialista gratis

Llamadme:

¿Qué es el Bypass Gástrico?

El Bypass Gástrico es una cirugía consistente en la confección de un nuevo y pequeño estómago de 20-30cc y la modificación de las asas intestinales para emplear solo el sesenta por ciento . El resto del estómago y del intestino ya no darán paso a comestibles y realizarán otras funciones.

¿A quién se plantea el Bypass Gástrico?

Esta técnica se plantea a pacientes con obesidad mórbida que cumplan los próximos criterios:

• Índice de masa anatómico entre cuarenta y 50kg/m2

• Pacientes con diabetes tipo dos mal controlada

• Obesos con o sin dificultades relacionadas con el sobrepeso

• Pacientes con hernia de hiato o bien reflujo muy sintomático

Estos factores son una guía para la selección de la técnica, pero la resolución final va a venir derivada de las entrevistas y exploraciones de los profesionales sanitarios con el propio paciente.

¿De qué manera se efectúa?

La cirugía se efectúa en quirófano, bajo anestesia general. Toda la cirugía se efectúa por laparoscopia, con cinco pequeñas incisiones. La cirugía dura cerca de unos noventa-ciento veinte minutos. No acostumbra a ser preciso ir a la UCI después. Al día después de la cirugía se empieza la ingesta de líquidos. La estancia hospitalaria es de unos dos-tres días.

¿Cuáles son las ventajas?

1.Pérdida de más o menos el sesenta y cinco-setenta por ciento del exceso de peso

2.Mejoría de las enfermedades asociadas a la obesidad o bien setenta y cinco por ciento de remisión completa de la diabetes tipo dos, setenta por ciento de mejora de la hipertensión arterial, >80 por ciento de mejora de los trastornos relacionados con los lípidos, >80 por ciento mejora de la apnea del sueño

3. Mejora o resolución de la sintomatología de reflujo

4. Mejora de la calidad de vida en más del noventa por ciento de los casos

¿Cuáles son las dificultades? ¿Y los efectos secundarios?

La tasa de dificultades es de más o menos un cinco por ciento . Las más usuales son: hemorragia, fuga de las líneas de sutura, infección y complejidad al comienzo de la ingesta. En menos de un tres por ciento de los casos es preciso reintervenir por alguna de estas o bien otras dificultades. El peligro de mortalidad es del 0,27 por ciento .

Los efectos secundarios de la cirugía vienen derivados de la modificación del estómago y del intestino:

Al quedar un estómago pequeñísimo puede haber complejidad para la tolerancia de comestibles que requieran mucha digestión gástrica como carne roja, arroces, ciertas verduras. Esta secuela es variable.

Al no usarse todo el tramo del intestino delgado pueden aparecer déficits de ciertos elementos esenciales como vitaminas, hierro, calcio y proteínas. Siguiendo correctamente las pautas y tomando los suplementos las dificultades son pocas.

Puede alterarse el hábito deposicional en ciertos casos. Lo frecuente es que los pacientes hagan de una a dos deposiciones cada día
Hay un peligro de escasa pérdida ponderal o bien de recuperación del peso que puede ser del dos por ciento.

Y tras la cirugía, ¿qué?

Tras el alta del centro de salud es preciso seguir una dieta rigurosa a lo largo de tres a seis meses, juntamente con actividad física regulada. El tiempo preciso de baja es de en torno a dos-tres semanas, dependiendo del género de actividad laboral que se desempeñe.

A lo largo de la primera semana puede haber molestias con relación a las heridas y alguna complejidad a la ingesta oral. Asimismo es posible apreciar movimientos intestinales diferentes y sensación de retortijón. Tanto la persona como el nuevo estómago deben aprender a comer otra vez y a regularse mutuamente, además de esto los intestinos deben acomodarse a su nueva predisposición.

El perder peso es progresivo a lo largo del primer año, siendo más esencial a lo largo de los primeros seis meses.

A las mujeres con deseos de quedarse embarazadas se les aconseja que aguarden al menos un año. El embarazo y el desarrollo de la criatura no se ven alterados por la cirugía, si bien sí se aconseja una vigilancia más angosta por el obstetra a lo largo de las primeras semanas de la gestación.

¿Quiere más información?

Primera visita gratis

La primera visita informativa con el cirujano responsable es gratis y sin compromiso alguno. Amplia tu información sin compromiso llamándonos al 93 217 87 03 o pidiendo una cita Online.